Remedios Caseros para la Tos
mayo 9th in Salud by .

Remedios Caseros para la Tos

Remedios caseros para la tos

La tos es una de las enfermedades más molestas del sistema respiratorio, pues además de ser muy incómoda, en ocasiones no deja dormir. Asimismo, toser por mucho tiempo irrita más la garganta y el padecimiento se prolonga, ocasionando, algunas veces, dolores de estómago por el esfuerzo que se realiza al toser.

Existen muchos tratamientos con medicamentos alópatas que ayudan a curar la tos, pero muchos de ellos causan efectos secundarios por las [...]

Remedios caseros para la tos

Remedios caseros para la tos

La tos es una de las enfermedades más molestas del sistema respiratorio, pues además de ser muy incómoda, en ocasiones no deja dormir. Asimismo, toser por mucho tiempo irrita más la garganta y el padecimiento se prolonga, ocasionando, algunas veces, dolores de estómago por el esfuerzo que se realiza al toser.

Existen muchos tratamientos con medicamentos alópatas que ayudan a curar la tos, pero muchos de ellos causan efectos secundarios por las substancias químicas que contienen, por lo que el utilizar remedios caseros para la tos es una excelente opción cuando se tiene este padecimiento.

Entre los remedios caseros para la tos más económicos y efectivos, que además se pueden conseguir fácilmente, se encuentran los siguientes:

La miel de abeja con jugo de limón: El tomar media taza de miel de abeja con el jugo de un limón a cucharadas durante el día es uno de los remedios caseros para la tos más efectivos, ya que debido a las propiedades de la miel de abeja, en combinación con el jugo de limón ayudan a aliviar la irritación de la garganta, lo que disminuye la tos y ayuda a cauterizar, por lo que en poco tiempo se alivia el padecimiento.

Humedecer el ambiente: Uno de los remedios caseros para la tos cuando ésta es seca es el de humedecer el ambiente para ayudar a evitar la resequedad en la laringe y disminuir las molestias de la tos, esto funciona mejor durante la noche que es cuando más se seca el ambiente. Se puede hacer colocando un recipiente grande con agua en la mesita de noche para que la humedad ayude a se sienta menor irritación en la garganta.

Otra forma de hacerlo es colocando un paño húmedo en la cabecera de la cama, el cual se debe de cambiar cuando se seque por otro que esté húmedo, aunque es necesario evitar que escurra agua en la cama ya que esto podría causar mayores problemas.

Es necesario consultar con el médico en caso de que la tos persista o exista fiebre y dificultad para respirar.

 

 

One Comment

  • hugo carlos
    24 agosto, 2012

Leave A Comment.